Ilustración vectorial celeste, reloj de arena desde líneas de redes digitales y triángulos sobre fondo azul oscuro

Cómo la memoria y el almacenamiento han posibilitado la evolución digital

#KingstonCognate presenta Rafael Bloom

Foto de Rafael Bloom

La carrera de Rafael ha transcurrido en funciones de experto en productos tecnológicos, comunicaciones de marketing y desarrollo de negocio. Su especialización en materia de asesoramiento se centra en nuevos retos en materia de organización, productos y comunicaciones, así como en los cambios normativos, con el objetivo fundamental de generar y mantener flujos de ingresos.

Esta actividad tan diversificada incluye especialización en gobernanza de los datos y cumplimiento normativo sobre diseño, privacidad de los datos y tecnologías emergentes, como AdTech, móviles y 5G, Inteligencia artificial y aprendizaje automático.

Evolución digital: Las memorias están hechas con esto

Permítanme empezar con una pregunta: ¿cuál es la diferencia ente memoria y almacenamiento?

Si entendió que se trataba de una pregunta técnica, es posible que estos términos puedan considerarse equivalente. Es cierto que se solapan. No obstante, si pensamos en ellos en un sentido más amplio, quizá como la diferencia entre mirar un antiguo álbum de fotos (memoria) y navegar por el contenido de un archivador de documentos de oficina (almacenamiento), entonces la divergencia en significado es bastante radical.

Es posible que el álbum de fotos evoque todo tipo de sentimientos, mientras que un archivado está muy lejos de conseguirlo... suponiendo que el lector no sea víctima de un ataque de nostalgia por el mobiliario de oficina en estos primeros años de la era del trabajo desde casa.

En este sentido, la memoria nos habla de experiencia y emoción, mientras que el almacenamiento, en comparación, se limita a guardar registros. Pero, claro está, ambos son importantes.

La memoria en el tiempo

Módulos de memoria de Kingston sobre un fondo gris, con un reflejo detrás

La creciente diferenciación entre almacenamiento y memoria explica en gran medida cómo nuestra experiencia tecnológica ha cambiado tan radicalmente desde que se impuso la informática en la década de 1980. He escrito antes acerca de aquellos lejanos tiempos, y una de las cosas más notables es cuánto podíamos sacar de escasos 16 KB de memoria, en este caso la de mi ZX Spectrum. Cuando di el gran salto cualitativo a un endeble módulo de memoria de 32 KB, se abrió el camino hacia más diversión, hacia una mayor profundidad y hacia experiencias más ricas de las que me merecía.

Incluso entonces, la memoria no se trataba de almacenamiento, sino que era asunto de nuevas posibilidades. Las memorias permitieron que las CPU de los ordenadores asumiesen la tarea de construir el mundo. En la década de 1980 los gráficos se hicieron vibrantes, del estilo que todavía hoy nos encanta. Los entornos se tornaron más variados y atractivos, y no era cosa que tuviese que ver solamente con la potencia de procesamiento. De no haber sido por la creciente capacidad de la memoria de desplazar grandes volúmenes de datos a velocidades cada vez mayores, el procesador hubiese sido incapaz de desplegar toda su gama de posibilidades.

Kingston no solamente suministra almacenamiento. #KingstonIsWithYou es un mensaje de empoderamiento para cada uno de nosotros: sea lo que fuere que optemos por hacer con nuestra tecnología, la memoria es fundamental para sacarle el máximo partido. Entienden que la evolución tecnológica tiene el poder de cambiar la manera en que vivimos cada día. En la tecnología de la memoria se han producido impresionantes avances, como la transición de la densidad de chips desde 8 Gbits a 16 Gbits, aumentos de capacidad que llegan hasta los 64 GB, y aceleración de las velocidades hasta 3200 MHz. También en la esfera del almacenamiento se han producido avances tecnológicos desde SATA a NVMe, y desde PCIe Gen3 a PCIe Gen4, que será el doble de rápido que su predecesor.

Retrocediendo en el calendario tecnológico

Esto es especialmente cierto por la digitalización de los medios, la cultura y las artes: una importante revolución que se ha producido en muy pocos años. En mi casa tengo una caja de plástico llena de cintas de VHS, testimonio vívido de la muerte de los soportes físicos. Existen numerosos factores que nos han llevado al modelo actual de consumo de música, cine y otros productos digitales, como juegos de ordenador, que son indiscutiblemente una disciplina que debe aceptarse como una importante forma de expresión artística.

Bosquejo de la IA con placa de circuitos y flujo de datos de código binario sobre fondo azul

La primera vez que compré una cámara digital, en torno a 2002, en su tarjeta de memoria extraíble (el concepto "subir a la nube" tardaría mucho en aparecer) cabían entre 90 y 100 fotos en imponentes 3,2 megapíxeles. Esto implicaba que, aunque se había producido un abrumador salto desde el carrete Kodak, todavía me pienso un poco si una escena vale o no la pena que pulse el obturador. Hoy, claro, los vídeos 4K a 120 cuadros por segundo pueden plasmarse con un teléfono móvil de gama media, sin necesidad de una cámara separada. Al procesador le debemos mucho de esto, al igual que al software, pero son los chips de memoria lo que hacen la mayor parte del trabajo duro.

Cuando pasamos de los chips de memoria de 8 bits a la hoy habitual arquitectura de 64 bits, los avances de Kingston en la fabricación de memorias y almacenamiento no le ha perdido el paso a este impresionante ritmo de crecimiento. Si pensamos en la próxima fase de nuestro crecimiento tecnológico, parece evidente que la Inteligencia artificial será uno de los principales motores, ya que aportarán a la tecnología cotidiana sus capacidades analíticas y predictivas.

Tecnología al servicio del futuro

Al igual que los circuitos integrados han sido optimizados para fines específicos, como las CPU de los ordenadores, tarjetas gráficas dedicadas o controladores de maquinaria industrial, conseguir un alto rendimiento en el campo de la Inteligencia artificial requiere memorias y almacenamiento de alto rendimiento. Kingston ya se sitúa a la vanguardia de las memorias y el almacenamiento necesarios para la inteligencia artificial (IA), el aprendizaje automático y el IdC.

Y, ¿qué pasa con el almacenamiento, que corre el peligro de ser el patito feo por comparación? Al igual que en el caso de la memoria, se ha producido un importante cambio en la manera en percibir lo que realmente significa, considerándolo al mismo tiempo un activo como un pasivo. La nueva ola de leyes relacionadas con los datos, desde el RGPD de la UE como la Ley de Protección de los Consumidores de California, y otros, implica que la mayoría de las organizaciones necesitan una nueva estrategia para abordar los diversos ciclos de vida de los datos y procesos afines. El almacenamiento no sigue siendo el pasivo receptáculo de datos de otrora: ahora necesitamos que sea seguro, replicable, cifrado y organizado.

A principios de esta época se produjo una crisis aparentemente interminable para muchos habitantes del mundo. Sin embargo, consideremos cuánto nos ayuda la tecnología para hacerlo lo mejor posible y acercarnos unos a otros, tanto en el trabajo como dentro de nuestras comunidades y familias.

Desde hace más de 30 años, los productos de Kingston son parte integral de la estructura informática de las empresas. Kingston sigue invirtiendo millones en el desarrollo y las pruebas de sus productos de memoria y almacenamiento para apoyar la futura tecnología que permitirá avanzar en la IA, el IdC y las iniciativas de TechforGood.

#KingstonIsWithYou

vista superior de un portátil sobre un escritorio oscuro, con ilustraciones lineales de placa de circuitos

Pregunte a un experto

Para planificar la solución adecuada es necesario conocer los requisitos de su sistema y de sus proyectos. Permita que los expertos de Kingston le orienten.

Pregunte a un experto

Kingston Búsqueda de módulos de memoria

Si decide empezar a operar con los productos Kingston, elegir una memoria le resultará fácil.
Con más de 30 años de experiencia, Kingston dispone de los conocimientos y recursos que usted necesita para poder escoger su memoria con confianza.

Buscar por sistema/dispositivo

Para encontrar los productos Kingston que necesita, simplemente introduzca la marca y el número de modelo o número de referencia del sistema de ordenador o dispositivo digital correspondiente.

Buscar por número de referencia

Realice su búsqueda en función del número de referencia de Kingston, del número de referencia del distribuidor o del número de referencia equivalente del fabricante.

Consulte más información sobre la línea de soluciones de almacenamiento Enterprise de Kingston

Artículos y vídeos