Este sitio utiliza cookies para ofrecer prestaciones y funciones mejoradas. Al usar este sitio, usted indica su conformidad con este hecho. Valoramos su privacidad y la confidencialidad de sus datos. Revise nuestra Política de cookies y Política de privacidad. Ambas han sido actualizadas recientemente.

Migración a Windows Server 2012

Cómo aumentar al máximo la memoria de su servidor y las inversiones en almacenamiento con Windows Server 2012 R2

A partir del 15 de julio de 2015, Microsoft dejará de ofrecer asistencia técnica para Windows 2003. Con este cambio, las empresas que todavía utilizan este sistema operativo tendrán que migrar hacia Windows Server 2012 o 2012 R2 para aprovechar las ventajas de un sistema operativo totalmente compatible y para asegurar su cumplimiento con los requisitos normativos que exigen el uso de un sistema operativo que cuenta con soporte técnico.

Desde la publicación de Windows 2003, Microsoft ha actualizado el sistema operativo para que admita de forma innata ciertas tecnologías que ahora son de uso común. Desde los sistema virtualizados hasta las unidades SSD (de estado sólido), Windows Server 2012 y 2012 R2 no solo admiten estas nuevas tecnologías, sino que ofrecen un mayor rendimiento y un uso más fácil.

Las organizaciones no deberían simplemente sustituir su antiguo sistema operativo por Windows Server 2012 o 2012 R2. Sino que deberían entender los beneficios que ofrece la actualización del sistema operativo.

Windows Server 2012 aprovecha al máximo los recursos informáticos, de red y de almacenamiento de la actualidad.

El cambio de Windows 2003 a Windows Server 2012 o a Windows Server 2012 R2 implica más que simplemente actualizar el sistema operativo, en realidad se trata de una mejora de arquitectura. Los requisitos de hardware, así como la manera en que Windows aprovecha dicho hardware, han cambiado. Las organizaciones necesitan decidir cuál es la mejor manera de aprovechar los beneficios que ofrecen el nuevo sistema operativo y el nuevo hardware.

La virtualización Hyper-V hace posible el uso eficiente de grandes cantidades de memoria en los sistemas actuales.

Windows Server 2012 admite hasta 4 TB de memoria. Sin embargo, hay pocas aplicaciones que son capaces de utilizar esa cantidad de memoria. Los sistemas virtualizados emplean esta memoria y muchos otros aspectos del hardware de una forma más eficiente. Hyper-V es el recurso de virtualización nativo de Windows Server 2012 y, al igual que el sistema operativo propiamente dicho, es capaz de admitir hasta 4 TB de memoria. A cada máquina virtual se le puede asignar hasta 1TB de memoria y 64 CPU virtuales.

Las unidades de estado sólido ofrecen los mayores niveles de rendimiento con el menor consumo energético.

Las SSD han sido admitidas de forma innata desde Windows Server 2008 R2. El sistema operativo optimiza la tecnología y prolonga la vida útil de las unidades. Algunos de los cambios que notarán los usuarios de Windows Server 2012 son:

  • Se ha desactivado la desfragmentación

  • Se han desactivado Superfetch, Prefetch y Readyboost

  • Se crean particiones para optimizar las SSD

La funcionalidad TRIM es esencial para mantener el rendimiento de las SSD.

Windows Server 2012 es compatible con Trim para la escritura y eliminación de datos. Sin esta funcionalidad, las operaciones de escritura y eliminación no solo incidirían de manera negativa en el rendimiento, sino que con el tiempo llenarían el disco.

La función Storage Spaces administra el almacenamiento para mejorar el rendimiento.

Storage Spaces, un nueva función de Windows Server 2012, constituye una nueva manera de gestionar el espacio de almacenamiento. La tecnología agrupa los discos físicos, para luego crear espacios a partir de dichos grupos, denominados "discos virtuales". Windows percibe este subsistema de almacenamiento como si fuera un disco íntegro. Estos sistemas son autorregeneradores, optimizan el aprovisionamiento del almacenamiento y cuentan con diversas opciones que aumentan su robustez.

Se debe tener en cuenta la carga de trabajo, las necesidades de resistencia y la protección contra la pérdida de alimentación al seleccionar las SSD.

Windows Server 2012 y 2012 R2 amplían las capacidades de la memoria y ofrecen un sistema operativo que se adapta a la presencia de las SSD; el resultado es un mayor rendimiento para los usuarios de las SSD.

        Back To Top