Nos damos cuenta de que está visitando el sitio del Reino Unido. ¿Le gustaría visitar nuestro sitio principal?

2 tipos de SSDs M.2: SATA y NVMe

2 tipos de SSDs M.2: SATA y NVMe

Cuando hablamos de M.2 en tecnología de almacenamiento, generalmente hablamos de un SSD y nos referirnos a su factor de forma. M.2 se refiere a un factor de forma SSD que se asemeja a una barra de goma de mascar. Su tamaño pequeño y delgado lo hacen ideal para computadoras que son livianas y transportables, como portátiles, notebooks, NUCs y ultrabooks. Ocupan menos espacio que los SSDs o discos duros de 2,5 pulgadas y pueden alcanzar hasta 2 TB de capacidad.

Ahora que hemos explicado qué es M.2, abordemos la pregunta: "¿M.2 es más rápido que un SSD?"

La respuesta es no. M.2 es un factor de forma de SSD, por lo que esa pregunta realmente no tiene sentido. Aún así, la confusión subyacente detrás de la pregunta es comprensible, ya que los SSDs M.2 son relativamente nuevos en comparación con los otros factores de forma de los SSDs Cliente. Hay dos tipos de SSDs M.2 que están basados en SATA y NVMe. Se diferencian en la tecnología de almacenamiento y, según sus necesidades y presupuesto, cada uno tiene sus pros y sus contras.

Consejo útil: Tenga en cuenta que un SSD M.2 solo es compatible con una placa madre que admita una ranura M.2. Verifique la placa madre de su computadora para asegurarse de que tenga una ranura M.2.

SSD M.2 SATA

SSD M.2 SATA

Comencemos diciendo que en diciembre del 2022 enviamos el último de nuestros SSDs SATA M.2, el A400 M.2. Ya no fabricamos SSDs M.2 basados en SATA y, desde entonces, todos nuestros SSDs M.2 son NVMe. Pero en ese momento, los SSDs SATA M.2 usaban la interfaz SATA con una velocidad máxima de transferencia de datos de 6 Gbps. Esto es lento en comparación con las interfaces más nuevas (más sobre eso a continuación). Los SSDs basados en SATA son el grado más bajo de SSD en términos de rendimiento y utilizan la misma interfaz que los discos duros. Aún así, los SSDs basados en SATA tienen de tres a cuatro veces más ancho de banda en comparación con los discos duros giratorios. Los SSDs SATA estaban más disponibles y eran más asequibles que los SSDs NVMe. Los SSDs M.2 SATA eran una excelente alternativa a un SSD de 2.5 pulgadas si no tenías espacio para un SSD de 2.5 pulgadas en tu computadora.  Un SSD M.2 que tenga una llave M y una llave B, como se muestra en la imagen, será un SSD SATA.

SATA fue la Interfaz principal utilizada para la tecnología de almacenamiento durante mucho tiempo. Usando cables SATA, las unidades SATA necesitaban dos cables para funcionar. Uno se utiliza para transferir datos a la placa madre y el otro para alimentar la PSU (unidad de fuente de alimentación). El desorden de cables es uno de los problemas que afecta el rendimiento en las carcasas de PC cuando se utilizan varias unidades de almacenamiento SATA. Los portátiles y notebooks delgados, incluyendo los Ultrabooks, ni siquiera tienen espacio para cables SATA, por lo que utilizan el factor de forma M.2. Un SSD de factor de forma M.2 SATA resolvía este problema, ya que no tenía las dos conexiones de cable que se usaban anteriormente en otras unidades de almacenamiento basadas en SATA.

Sin embargo, aunque sea un SSD M.2 no cambia el hecho de que sea un SSD SATA. La principal diferencia entre un SSD M.2 SATA y NVMe es la tecnología de interfaz y los niveles de rendimiento. Un SSD M.2 SATA todavía utiliza la tecnología de interfaz basada en SATA lo que no mejora su velocidad y rendimiento a menos que sea un SSD NVMe M.2.

SSD M.2 NVMe

SSD M.2 NVMe

Un SSD M.2 que solo tiene la llave M, como se muestra en la imagen, será un SSD NVMe.  Los SSDs M.2 NVMe utilizan el protocolo NVMe que fue diseñado específicamente para SSDs. Cuando se combina con el bus PCIe, un SSD NVMe ofrece los últimos niveles de rendimiento y velocidad que se pueden obtener. Los SSDs NVMe se comunican directamente con la CPU del sistema mediante las ranuras PCIe. Esencialmente, permite que la memoria flash funcione como un SSD directamente a través de las ranuras PCIe en lugar de tener que usar el controlador de comunicación SATA, que es mucho más lento que un NVMe.

Los SSDs M.2 NVMe están más orientados al rendimiento en comparación con los SSDs M.2 SATA. Al aprovechar el bus PCIe, los SSDs M.2 NVM tienen velocidades de transferencia teóricas de hasta 20Gbps, lo que ya es más rápido en comparación con los SSDs M.2 SATA. con 6Gbps. Los buses PCIe pueden admitir 1x, 4x, 8x y 16x carriles. PCIe 3.0 tiene una velocidad de transferencia efectiva de hasta 985MB/seg por carril, lo que significa que hay una velocidad de transferencia potencial de hasta 16GB/seg. Sin embargo, solo hay x2 y x4 carriles accesibles cuando se usa un factor de forma M.2 con el bus PCIe, lo que se traduce en una velocidad de transferencia máxima de hasta 4GB/seg.

¿NVMe es más rápido que SATA? ¿NVMe es más rápido que SATA?

Aquí hay algunas cosas a considerar al momento de decidir entre un SSD M.2 SATA o un SSD M.2 NVMe:

SSD NVMe
  • Soporte del sistema -Los dispositivos más antiguos puede que no sean compatibles con NVMe, ya que no tienen las conexiones necesarias para utilizar las ranuras NVMe PCIe.
  • Inicio rápido - La forma más fácil de hacer que el sistema de su computadora arranque más rápido es instalar el SO (sistema operativo) en un SSD. Verá mejoras drásticas de velocidad con un SSD NVMe.
  • Priorizar el almacenamiento - Puede usar un SSD NVMe en combinación con otro SSD SATA. Esta es una opción asequible sin tener que asaltar el banco. Puede instalar su SO, programas y aplicaciones que consumen muchos recursos en el SSD NVMe y usar el SSD SATA para almacenar todo lo demás, como archivos, documentos, etc., que son más pequeños y consumen menos recursos.
  • Ventajas en gaming- Verá una mejora drástica en los tiempos de carga de los videojuegos cuando utilice un SSD M.2 NVMe. Los videojuegos instalados en unidades NVMe tendrán un rendimiento mucho mejor en general, debido a las velocidades de transferencia al momento de recuperar sus juegos del almacenamiento.
  • Generaciones PCIe - Hay generaciones del bus PCIe que tienen diferentes niveles de rendimiento. El ancho de banda se duplica con cada generación y hay SSDs que utilizan diferentes generaciones de PCIe. El último disponible es PCIe 4.0 con PCIe 5.0 desarrollándose en el horizonte.
  • Conexiones compartidas - Algunas placas madre no tienen suficientes conexiones PCIe para soportar varios dispositivos NVMe. Es posible que deba decidir entre utilizar la conexión disponible con una tarjeta gráfica o un SSD NVMe. Otras veces, puede haber carriles PCIe disponibles, pero solo en un cierto tipo de conexión se podrá usar dispositivos NVMe a su máxima velocidad, como por ejemplo una conexión M.2.

Consejo útil: Recuerde, M.2 es solo un factor de forma y no hace que sus SSDs sean más rápidos. El nivel de rendimiento de sus SSDs depende de si el controlador de comunicación está basado en SATA o NVMe. Verifique los requisitos de su placa madre para ver cuáles SSDs son compatibles con su computadora.

#KingstonIsWithYou

Videos Relacionados

Artículos relacionados