Data Center DC1000B M.2 NVMe Server Boot SSDData Center DC1000B M.2 NVMe Server Boot SSDData Center DC1000B M.2 NVMe Server Boot SSD

Unidad de arranque de servidor NVMe M.2 con PLP optimizado.

DC1000B

Disco SSD NVMe M.2 DC1000B Unidad de arranque para servidores de empresas

La unidad Data Center DC1000B de Kingston es un disco M.2 (2280) PCIe NVMe que utiliza la avanzada interfaz Gen 3.0 x 4 PCIe con NAND TLC 3D de 64 capas. DC1000B ofrece a los centros de datos una solución de unidad de arranque de excelente relación calidad-precio, con la garantía de estar comprando un disco SSD diseñado específicamente para servidores. El modelo DC1000B es especialmente adecuado para servidores montados en bastidor de alto volumen como unidad de arranque interna, así como para sistemas personalizados donde se requieran discos SSD M.2 que integren protección contra pérdida de alimentación (PLP).

  • SSD PCIe NVMe M.2 (2280) Gen 3.0 x 4; nivel de rendimiento

  • NVMe para cargas de trabajo de arranque de servidores

  • Las capacidades optimizadas para aplicaciones (240 GB y 480 GB) permiten mantener los costes bajos

  • Protección contra pérdida de alimentación (PLP) incorporada

  • Unidad de autocifrado (SED) con AES-XTS de 256 bits

SSD de arranque Enterprise Data Center NVMe
Los discos SSD NVMe M.2 están evolucionando dentro de los centros de datos, y refuerzan la eficacia de los servidores de arranque protegiendo las bahías de unidades de cargas entrantes en el proceso de almacenamiento de datos. Los OEM de servidores de marcas blancas y de primer nivel están empezando a equipar las placas base de sus servidores con al menos un, y en ocasiones dos, conectores M.2 a efectos de arranque. Aunque el formato M.2 fue originalmente diseñado como factor de forma de discos SSD para clientes, sus pequeñas dimensiones y elevado rendimiento lo hacen atractivo para su uso en servidores. No todos los discos SSD son creados iguales, y el uso de un SSD para clientes en una aplicación de servidores puede conllevar un rendimiento deficiente e irregular.

Aplicaciones
Las unidades de arranque se utilizan fundamentalmente en el arranque de sistemas operativos, aunque en muchos casos tienen una segunda finalidad: cargar los datos de las aplicaciones, o bien estar configuradas como unidades de memoria caché local de alta velocidad. Por consiguiente, la unidad DC1000B ha sido diseñada para una mayor vida útil (0,5 DWPD durante 5 años), con el objeto de procesar tanto la carga de trabajo del sistema operativo como la carga adicional de distribuir en caché y registrar datos. Además de haber sido diseñada para ofrecer fiabilidad a largo plazo, la unidad DC1000B está diseñada para ofrecer un determinado rendimiento a nivel empresarial con unas características de baja latencia poco habituales en discos SSD para clientes. Disponible con capacidades de 240 GB y 480 GB{{Footnote.N47164}}.

Principales características

  • M.2 (2280) CON RENDIMIENTO NVME

    Increíbles velocidades de hasta 2,6 GB/s y 200K IOPS.

  • Unidad optimizada para arranque de servidor

    Optimizada para cargas de trabajo de arranque, así como para el almacenamiento en caché y el registro de aplicaciones.

  • Protección contra pérdida de alimentación (PLP) incorporada

    Reduce la posibilidad de pérdidas y/o daños de datos como consecuencia de un corte del suministro eléctrico.

  • Maximización de bahías de unidades

    El movimiento interno de unidades de arranque libera a las bahías de unidades de carga para el almacenamiento de datos adicionales.

    Capacidad

      El código que se introdujo no es válido.

        Especificaciones

        Form Factor M.2, 22mm x 80mm (2280)
        Interface PCIe NVMe Gen3 x4
        Capacities{{Footnote.N47164}} 240GB, 480GB
        NAND TLC 3D
        Unidad de autocifrado (SED) Cifrado AES de 256 bits
        Lectura/escritura secuenciales 240GB – 2.200MBs/290MBs
        480GB – 3.200MBs/565MBs
        Lectura/escritura 4K en condiciones estables{{Footnote.N47723}} 240GB – 111.000/12.000 IOPS
        480GB – 205.000/20.000 IOPS
        Total de bytes escritos (TBW){{Footnote.N52588}} 240GB – 248TBW
        480GB – 475TBW
        Latencia en lectura (media) 161µs
        Latencia en escritura (media) 75µs
        Protección contra pérdida de alimentación (condensadores de potencia)
        Herramientas Enterprise SMART Seguimiento de fiabilidad, estadísticas de uso, vida restante del disco SSD, nivel de desgaste, temperatura
        Resistencia 240 GB – (0,5 DWPD/5 años) {{Footnote.N52588}}
        480 GB – (0,5 DWPD/5 años) {{Footnote.N52588}}
        Consumo eléctrico 240 GB: Reposo: 1,82 W Medio en lectura: 1,71 W Medio en escritura: 3,16 W Máx. en lectura: 1,81 W Máx. en escritura: 3,56 W
        480 GB: Reposo: 1,90 W Medio en lectura: 1,74 W Medio en escritura: 4,88 W Máx. en lectura: 1,81 W Máx. en escritura: 5,47 W
        Temperatura de almacenamiento -40°C ~ 85°C
        Temperatura de servicio: 0°C ~ 70°C
        Dimensiones 80mm x 22mm x 3,8mm
        Peso 240GB – 8g
        480GB – 9g
        Vibración en servicio 2,17 G máxima (7–800 Hz)
        Vibración en reposo 20 G máxima (20–2000 Hz)
        MTBF 2 millones de horas
        Garantía y asistencia{{Footnote.N48982}} 5 años de garantía limitada con asistencia técnica gratuita